Conducción inspiradora.

El exterior del Audi TT Roadster.

La elegancia de un roadster combinada con el carisma de un coche deportivo. El aspecto del Audi TT Roadster es una promesa de placer al volante. Con el mundo a bordo. Una imagen que irradia potencia. Solo incrementada cuando se arranca el motor. Cuando se abre la capota de tela de gran calidad. Cuando se empieza a experimentar el mundo de una forma más intensa. Carácter deportivo que se define, poco a poco, a partir de un icono del diseño que se reinventa a sí mismo.
 
145x80_ATT_141021

Diseño con carácter.

Una personalidad única e impactante, desde lejos y en primer plano, que se hace visible hasta el último detalle: en las llantas de aleación de alta gama, en el impactante diseño en 3D del Singleframe o en los aros de Audi del capó. Sentarse en el Audi TT Roadster es percibir la serenidad necesaria para arrancar el motor. Y 10 segundos más tarde: estar abierto a todo. Al viento en contra que apenas encuentra resistencia en las líneas aerodinámicas. Con la capota abierta. Hay mucho por descubrir en el Audi TT Roadster y en cada carretera que se recorre con él.

145x80_ATT_D_141098

Descubra

El Audi TT Roadster presenta detalles exclusivos. Como, por ejemplo, el innovador diseño de luz en 3D. O los tubos de escape emplazados de forma más central a semejanza de la primera generación del TT. O en el llamativo diseño 3D de la parrilla Singleframe del radiador. O en el innovador Audi virtual cockpit en el campo visual.